LOS HOMBRES NUNCA SERÁN MUJERES, PERO ES QUE TAMPOCO SERÁN FEMENINOS.

 


El sexo es binario en función si estás codificado para generar gametos grandes, los óvulos y, por tanto, eres mujer, o si posees codificación para producir gametos pequeños, esperma y, por tanto, eres hombres. No existe un tercer gameto, ni hermafroditas, ni intersex, ni nada por el estilo.

Porque el sexo se define en el preciso momento de la concepción, el óvulo (gameto grande) siempre posee información (X), pero el espermatozoide (gameto pequeño) puede contener información (X) o información (Y). De entrada, pues, todos somos (X) codificados para ser hembras, porque ello viene dado por la vía materna, pero si el esperma fecundador de nuestro padre contiene información (Y) ahí ya vas para macho. Ninguna y repito ninguna mujer posee el gonosoma (Y) que posee el gen (SRY), el encargado de generar los testículos y otras diferenciaciones masculinas. El aparato reproductor es un órgano y como otros órganos está sujeto a poder sufrir anomalías. Ahí nos encontramos con machos que no asimilan bien el gen (SRY) y eso da lugar a patologías pero siempre dentro del rango masculino, aunque tengan Klinefelter XXY o hiposadias o sean falso XX que se da cuando la (Y) parece mutar en (X), pero la (Y) ten en cuenta que es un cuarto del tamaño de la (X) y más que una (Y) parece una (X) a la que le falta una pata.

Luego los gonosomas no mutan y están presentes en todas las células del cuerpo, equilicuá, el sexo no muta por deseo expreso, ningún hombre puede transformarse ni por medio de intervenciones quirúrgicas ni por medio de la toma de hormonas en una mujer, y lo mismo a la inversa. Por lo tanto, los hombres que se hacen llamar y nos exigen que les llamemos mujeres, son hombres. Y tampoco, y esto es importante, son femeninos porque etimológicamente femenino hace referencia a la hembra como la que cumple la función de amamantar. Por lo mismo, una mujer no puede ser masculina porque masculino etimológicamente significa que tiene los órganos necesarios para fecundar y ninguna mujer los tiene ni los tendrá.

Así, un hombre con peluca, que se maquilla, se calza tacones y se inserta siliconas en los pectorales, es un hombre que representa un tipo de masculinidad divergente, no de feminidad. Y, por tanto, son los hombres con varonilidad tradicional los que deben de ser inclusivos con estos otros hombres en sus vestuarios. No obligarnos a las mujeres a aceptarlos en nuestros espacios privados e íntimos más teniendo en cuenta como alerta el DMS-5 el manual diagnóstico estadístico de los trastornos mentales que apunta que la Disforia de Género cuando se presenta en adultos lo hace en heterosexuales auto ginefilicos como consecuencia de sufrir trastorno fetichista. Es decir, hombres son hombres heterosexuales a los que les pone tanto una mujer como ponerse sus bragas o que les traten como mujeres, y, por ello, si lo piensas, se nos está exigiendo que validemos y participemos en sus fantasías sexuales.

Luego los menores y adolescentes que están cayendo en la histeria colectiva trans, si histeria de masas, porque las psicogénesis mutan según la cultura, presentan comorbilidades que tapan con lo trans, investigaciones apuntan a que han sufrido maltrato o abusos sexuales otros son homosexuales que viven en ambientes homofóbicos y en el caso de niñas y chicas que es lo que más se ha disparado incluso presentan rasgos autistas o altas capacidades con problemas de sociabilización.

Respecto a este grupo se debe apuntar a que presentan doble patología Disforia de Género + Dismorfia Corporal, porque así como los adultos auto ginefilicos que no tiene un problema con su cuerpo, de hecho ni siquiera se plantean amputar el pene, pues, saben bien que les da gustito. Las niñas que presentan disforia de género de inicio rápido odian su cuerpo, sienten un profundo rechazo por él, como las anoréxicas y bulímicas, de hecho antes de ser considerada disforia de género su malestar se consideraba dismorfia corporal.

El DSM-5 apunta que solo no es patológico sentirte del otro sexo cuando eso no interfiere en tu vida personal, como si yo me siento silla, pero eso no interfiere con mi vida diaria, pero si odias tu cuerpo y tu sexo de un modo significativo siempre es patológico.

PD: A la mayoría de mujeres nos da igual que un hombre se maquille y use vestido, lo que nos ofende y por lo que no pasamos, es porque nos obliguen como si fuéramos miembros de una secta a validar que un hombre es una mujer por ponerse bragas. La ropa es ropa y no muta los cromosomas.   

Comentarios

Entradas populares de este blog

DE LA OCULTACIÓN DE LA DIOSA A LA OCULTACIÓN DE LA MUJER

LA GLÁNDULA PINEAL EL OJO DE HORUS Y LA PITUITARIA EL ASIENTO DEL ALMA - DOCUMENTAL DE MITOLOGÍA COMPARADA

PSICOGÉNESIS MASIVAS DE ODIO AL CUERPO: Anorexia, bulimia, autolesiones y disforia de género de inicio rápido (ROGD)